La Sabiduría de Gambetta IX. Práctica.


Práctica.

La clave para volverse mejor es la práctica. Hasta cierto punto, cuando un atleta está empezando su carrera, prácticamente todo lo que haga lo hará volverse mejor, de hecho, cuanto más hace, mejor se vuelve. Entonces llega un momento en que la práctica debe ser guiada y tener un propósito específico. El mantra de la práctica hace la perfección es cosa del pasado. Sabemos que la práctica lo hace permanente, por lo tanto cómo practica es muy importante. En los próximos seis puntos voy a compartir lo que he aprendido acerca de consideraciones que son facilitadoras de la práctica y consideraciones que son destructoras de la práctica. Tal vez le ayudará a hacer mejores sus prácticas. A continuación voy a hablar del Facilitador de Práctica Número Uno: Rutina.


Facilitador de Práctica: Rutina.

6a00e5521cccd08834019b0201c0e3970dLa primera consideración en la práctica efectiva es la rutina. Una rutina fija es la base de la práctica consistente. Los grandes atletas y los grandes equipos han establecido rutinas de entrenamiento que no varían. De hecho, con los atletas individuales, las rutinas de entrenamiento a veces rayan en el ritual. La rutina permite que el atleta se concentre en la tarea en cuestión. He encontrado que tener una rutina brinda seguridad. Le da un punto de anclaje sobre el que construir la sesión de entrenamiento. Comience en horario, tenga objetivos específicos y permanezca en su tarea, entonces, la práctica será significativa. Cuando reflexiono sobre la rutina, pienso en el gran vallista Edwin Moses. Tuve la oportunidad de verlo entrenar durante tres años en la cima de su carrera. ¡Usted no necesitaba un reloj para saber qué hora era, cuando Edwin se presentaba al entrenamiento, eran las 15:00! Iba al mismo lugar bajo un árbol y hacía su estiramiento, hacía el mismo calentamiento, y nunca lo variaba. No importaba si estaba caluroso, o estaba frío, hacía lo mismo. Lo observé en el Clasificatorio a los Olímpicos de 1984, misma rutina, en los Juegos Olímpicos 1984, misma rutina. Hay un mensaje poderoso aquí, encuentre una rutina que funcione y viva por ella. Como entrenadores tenemos que establecer rutinas para nuestros atletas, tenemos que enseñar a los jóvenes atletas en desarrollo la necesidad de la rutina como parte de su preparación diaria. Cuando cambio los ciclos de entrenamiento mi primer objetivo es siempre la rutina. Así como los ciclos de entrenamiento cambian, así las rutinas a veces tienen que cambiar, por lo que tenerla al frente como objeto subraya su importancia.


Facilitador de Práctica: Repetición.

La repetición es la madre del aprendizaje. Somos lo que hacemos repetidamente. Dudo que nadie discuta con estos puntos. La tarea se convierte, entonces, en elegir cuidadosamente lo que repetimos. Es necesario tener una idea clara del modelo técnico que se desea lograr y un plan para lograr la técnica deseada. Sabemos que la práctica hace a lo permanente por lo que la repetición de movimientos incorrectos o defectuosos arraigarán las imperfecciones. Es muy importante adaptar la técnica a la persona, y no la persona a la técnica. Ciertamente, más no es mejor. La calidad es el objetivo y la calidad es una medida de la perfección. Por lo tanto el objetivo final de la repetición en el entrenamiento es la maestría. Lograr la maestría exige una progresión, de fácil a difícil y de simple a complejo. Luego viene el refinamiento, de lo que vamos a hablar a continuación.


Facilitador de Práctica: Refinamiento.

El refinamiento es la regulación fina de la práctica después de que el modelo técnico básico ha sido dominado. Cuando éste es sólido, entonces, y sólo entonces, se debe pensar en atender a los puntos más finos de una habilidad. A menudo nos encontramos en un apuro y tratamos de hacerlo demasiado pronto en el proceso y todo el modelo técnico se erosiona. El refinamiento no tiene que pertenecer sólo a la técnica o la habilidad, también puede referirse al desarrollo de las cualidades físicas. Inicialmente, el atleta se iniciará con una atención global a todas las cualidades, a medida que la edad de entrenamiento se acumula, entonces es posible, y de hecho necesario, empezar a refinar los métodos para que sean más específicos al deporte y al deportista. Simplemente el refinamiento sigue a la repetición en el desarrollo del atleta.


Destructor de Práctica: Vueltas.

6a00e5521cccd08834019b026eb7cd970dAquí están dos de mis favoritas: “Vamos, den dos vueltas y luego vamos a empezar con el entrenamiento”. “Si no cumplen con esto, entonces tendrán que correr”. Piense en ello, usted ve esto todo el tiempo, en todos los niveles del deporte, ¡hablando de un asesino de la práctica! El tiempo de práctica es precioso, es una oportunidad diaria para mejorar la habilidad, táctica y condición física específica del deporte, y perder el tiempo dando vueltas penosamente para el “calentamiento” o sprints adicionales como castigo, no optimiza la oportunidad de mejorar. No hace nada para hacer mejor al atleta y mucho para que se canse y disminuya su motivación. Sea creativo en cómo comienza la práctica, lo que hace para iniciar la práctica establece el tempo de la práctica. Comience con una breve explicación de la práctica del día y luego haga algo que sea significativo y consciente para hacerlos entrar en la práctica. Lo mismo con el trote sin sentido para la vuelta a la calma, haga algo que los prepare para la sesión de entrenamiento de mañana. Asegúrese de que lo que hace es provechoso y motivador; cada paso de la práctica debe estar dirigido a hacer mejor al atleta. Dar vueltas hace perder el tiempo y no hace mejor al atleta.


Destructor de Práctica: Hileras.

6a00e5521cccd08834019b028668d5970dTal vez el destructor de la práctica más común que veo son las hileras. Estaba viendo recientemente una práctica de fútbol donde 18 jugadores estaban haciendo un ejercicio de pateo, había dos líneas de nueve con dos pelotas. Haga sus cálculos ¿cuántas veces llega cada jugador a practicar un tiro en un período de cinco minutos? Respuesta: no las suficientes como para que tenga sentido, por no hablar de la falta de instrucción. Seamos claros, las hilereas son importantes para la organización y la eficiencia, pero aprenda a usar las hileras para que éstas sean eficaces. Si la ejercitación demanda velocidad y un trabajo de alta calidad, entonces haga una hilera de cinco: un atleta ejecuta el ejercicio, la segunda persona de la hilera hace de entrenador corrigiendo el ejercicio, la tercera persona debe estar ensayando, la cuarta persona observa y la quinta persona se recupera. Todo el mundo debe participar activamente en el ejercicio para optimizar el tiempo de práctica. Si el objetivo de la ejercitación es más un juego de acondicionamiento o está orientado a la resistencia a la velocidad, entonces divida el grupo en hileras de tres con un atleta ejecutando el dril, uno como entrenador y uno recuperándose. Hago hincapié en la importancia de la utilización de los compañeros como entrenadores para aprovechar el Fenómeno de las Neuronas Espejo. El cerebro del atleta que hace de entrenador en el ejercicio percibe lo que están haciendo durante el ejercicio, por lo que es una oportunidad de volverse mejor más rápido: en esencia, el atleta que hace de entrenador consigue otra repetición de calidad. Esto también asegura que todo el mundo participe plenamente en la práctica. Las líneas pueden ser eficaces, pero exigen una planificación práctica a fondo para hacer que las hileras o formaciones se ajusten a los objetivos de la práctica.


Destructor de Práctica: Conferencias.

6a00e5521cccd08834019b02973881970dEmpezar la práctica con una larga conferencia es una manera segura de arruinar la sesión de entrenamiento. Los entrenadores son buenos para hablar y les encanta hablar, pero el inicio de la práctica no es el momento ni el lugar. Dese cuenta que los atletas están ahí para entrenar, no para escuchar una disertación. Mi regla de oro es de tres minutos de charla, que consiste en instrucciones muy específicas relativas a la sesión de entrenamiento. Sabemos cuánto tiempo podemos mantener la atención de alguien (no mucho), de modo que utilicemos ese conocimiento. Hágalo corto, agudo, lleno de palabras de acción que se dirijan a los trabajos esperados durante la sesión de entrenamiento. Debe ser una información rica y positiva. Si usted no sabe qué decir, entonces no diga nada. Piénselo de esta manera: conozca su punto, haga su punto, manténgase sobre su punto y resuma con una clara llamada a la acción sobre la base de los énfasis en los temas. A los entrenadores les gusta hablar, eso no significa que deban hacerlo. Uno de los mejores consejos que recibí al principio de mi carrera fue el de recordar que tenemos dos ojos, dos orejas y una boca por una razón. Ver y escuchar más y hablar menos.


Twitter Coaching.

6a00e5521cccd0883401a3fa86bf2b970bComo sabe, el objetivo de Twitter es conseguir dar un mensaje en 140 caracteres o menos. A través de los años he observado grandes entrenadores, y he visto lo que yo llamo Twitter Coaching. Los grandes entrenadores son grandes maestros para transmitir su mensaje de una manera muy sucinta en forma puntual. Rara vez los grandes entrenadores hablan en párrafos, hablan en oraciones que son muy directas e intencionales, para provocar un comportamiento específico. Sea un entrenador twitter y mejore su eficacia como entrenador. Por cierto, sígame en Twitter @coachgambetta. El gran John Wooden fue un entrenador de Twitter antes de Twitter, más sobre su estilo de entrenamiento a continuación.


John Wooden: Maestro de Maestros.

WoodenEl entrenamiento es enseñanza y nadie personifica mejor esto que John Wooden. Él era un maestro del baloncesto y de la vida, y su salón de clases era la cancha de baloncesto. No es casualidad que muchas de sus ideas sobre el coaching se forjaron en el aula como profesor de inglés en la escuela secundaria. Él no fue un complejizador, mantuvo las cosas básicas y fundamentales. Hacía hincapié en la repetición y la maestría de lo básico. Planificaba cuidadosamente sus prácticas hasta el último minuto, gastando hasta dos horas al día en la planificación de las sesiones de entrenamiento. En un estudio realizado sobre su forma de manejarse como entrenador, hecho por dos psicólogos, Ronald Gallimore & Roland Tharp originalmente en 1975 y actualizado en 2004 (Ver más en http://tinyurl.com/mhskpr9 -en inglés-) observaron 2.636 actos de coaching: 6.9 % fueron elogios, 6,6 % fueron expresiones de disciplina, y lo más importante ¡el 75% fue pura información! Los comentarios fueron cortos, puntuales, numerosos, y raras veces más largos que 20 segundos: ¡nada de conferencias! John Wooden fue un entrenador Twitter antes de Twitter. Instruya como John Wooden instruía, conozca su mensaje, comunique su mensaje y hágalo en 140 caracteres como máximo.


Acerca del Autor.

Vern Gambetta es considerado uno de los fundadores del entrenamiento deportivo funcional. Actualmente es director de Gambetta Sports Training Systems. Ha sido entrenador de acondicionamiento para varios equipos en la Major League Soccer así como el consultor de acondicionamiento para el equipo de Fútbol de E.E.U.U. que fue a la copa del mundo. Vern fue director acondicionamiento para los Chicago White Sox y director de desarrollo atlético para los Nueva York Mets. Es reconocido internacionalmente como un experto en entrenamiento y acondicionamiento para el deporte y trabaja con atletas y equipos de nivel mundial en una gran variedad de ellos. Es un orador y escritor popular en temas de acondicionamiento, habiendo brindado conferencias y clínicas en Canadá, Japón, Australia y Europa. La experiencia de Vern como entrenador atraviesa 36 años en todos los niveles de competición. Ha sido autor de seis libros y cientos de artículos relacionados con el entrenamiento y el rendimiento deportivo en una variedad de deportes. Recibió sus BA de la Universidad del Estado de Fresno y sus credenciales de enseñanza con un título menor de entrenador de la Universidad de California Santa Barbara. Obtuvo su MA en la educación con un énfasis en la educación física de la Universidad de Stanford.

http://www.gambetta.com/


Traducido por Juan Ignacio Arenillas con autorización del autor.

Este artículo tiene 6 Comentarios

  1. EXCELENTE.

    GRACIAS POR ENVIARME DICHA INFORMACION, QUE SERA LA DICHA DE TODOS LOS ENTRENADORES PARA TRABAJAR CORRECTAMENTE

  2. MUY BUEN ARTICULO, JUAN, LA VERDAD QUE A MEDIDA QUE PASA EL TIEMPO Y EL TIEMPO PASADO POR SOBRE NUESTRAS ESPALDAS, NOS DAMOS CUENTA QUE CADA VEZ NOS FALTA MUCHO POR APRENDER. GRACIAS POR TOCAR ESTOS TEMAS QUE NOS ENRIQUECE NUESTRO ROL COMO ENTRENADOR.-

  3. Destructor de practicas: vueltas

    Siempre he leido, y me han enseñado que el entreno es personalizado. Lo cierto es que me ha costado mucho tiempo tenerlo claro. Ahora, gracias a Dios, cuando empiezo al principio con los atletas que entreno, cada uno sabe que rutina personal que ha de hacer, porque hemos trabajado personalmente la condición fisica de cada uno y entonces hemos llegado a las conclusiones de sus debilidades. Despues entramos en algunos ejercicios comunes, pero en ocasiones alguien viene tarde y se introduce directamente. Entonces cuando hemos acabado le digo: no te olvides de realizar tus ejercicios. En fin nada que ver con el mandarlos a todos de principio a dar dos vueltas. Creo que el calentamiento es una parte ideal para correcciones fisicas porque ademas de ahorrar energia se crea la repeticion diaria necesaria para mejorar las debilidades personales (parece que no, pero si estudiaramos a nuestros atletas de forma individual y detallada nos quedariamos alucinados de los defectos fisicos que encontrariamos: desequilibrios, falta de coordinacion del tren superior con el inferior, nucleo demasiado rigido, falta de haber recuperado bien los musculos de una lesion, y un largo etc….   

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *