Evolución del Entrenamiento de Fuerza. Conclusiones / Lecciones.

P7Habiendo escrito esta serie de posts y reflexiones sobre las lecciones que aprendí, quería hacer un resumen con algunas conclusiones prácticas, de modo que los jóvenes entrenadores y atletas que se inician no cometan los mismos errores que yo cometí. No hay forma de movimiento humano que no requiera de una expresión de fuerza; por lo tanto, todos los deportes se beneficiarán de un adecuado entrenamiento de fuerza. La capacidad física de la fuerza es la base para el desarrollo óptimo de otras cualidades biomotoras. Dicho esto, es fundamental contar con la comprensión en profundidad de las demandas de fuerza y potencia del deporte para el que se están preparando y diseñar un programa para satisfacer esas demandas al tiempo que se consideran las cualidades individuales del atleta.

La sala de pesas puede ser una trampa, porque ganar fuerza medible (perseguir números) puede ser seductor. Hasta cierto punto, hay un retorno directo de la inversión, cuanto más lo hace, más fuerza gana, especialmente a edades de entrenamiento más tempranas y en los atletas masculinos adolescentes enriquecidos anabólicamente (a menudo es la biología, no es el programa de entrenamiento). Es imperativo que nunca pierda de vista el hecho de que el entrenamiento de fuerza es sobre el desarrollo de la fuerza que se puede utilizar y aplicar en el campo, la cancha, la pista o la piscina, y esto no siempre equivale a la fuerza que se puede medir en la sala de pesas.

A pesar del hecho de que sabemos mejor que aún existe una gran influencia de los métodos de entrenamiento del culturismo, el énfasis en esos programas es sobre el entrenamiento de los músculos. Esto puede ser muy seductor, pero cuestionable en la transferencia al rendimiento deportivo. Mi mantra después de aprender, al haber ido por el camino de culturismo y llegar a un callejón sin salida, es no perder nunca de vista el hecho de que debe entrenar movimientos no músculos individuales. Los movimientos atléticos dependen de sinergias musculares y coordinación; no es un concurso de culturismo. Desarrolla "músculos para ir" no "músculos para mostrar" que se ven bien en la playa, pero no se transfieren a la función.

En cuanto al Levantamiento Olímpico, la clave aquí es recordar que usted no entrena levantadores olímpicos sino que usted está entrenando atletas que están utilizando los movimientos de levantamiento olímpicos para aumentar la fuerza explosiva. Hay muchas adaptaciones de los movimientos de levantamiento olímpicos con mancuernas, sacos de arena y kettlebells que se ajustan a una amplia variedad de deportes y niveles de atletas. Vaya más allá de la barra, como el único modo de resistencia aquí, y esto le ofrecerá una amplia gama de posibilidades para mejorar la fuerza explosiva.

Tal vez una de las mayores lecciones que he aprendido y he reforzado durante los últimos 15 años es la del entrenamiento de fuerza con las atletas femeninas. El entrenamiento de fuerza es una necesidad para la mujer atleta a comenzando, en o antes de la pubertad y continuado a lo largo de su carrera. La atleta debe entrenar la fuerza más a menudo y nunca dejar este entrenamiento, incluyendo durante la entrada a la fase de puesta a punto / pico de la competencia. Mi regla de oro es que enfatizar el volumen de la intensidad es seleccionar la distribución del trabajo. Las mujeres atletas obtendrán más por cada segundo de su tiempo invertido. Un buen programa de entrenamiento de fuerza integral ayudará a crear un ambiente hormonal endocrino favorable que tendrá una influencia muy positiva sobre la composición corporal.

No se trata de instalaciones y equipamiento de lujo. Piense en el peso corporal antes de la resistencia externa. Usted puede entrenar la fuerza en cualquier lugar y en cualquier momento. No haga que su programa dependa de las instalaciones. Lo mismo ocurre con el tiempo, algo es mejor que nada. En ciertos deportes, donde hay una extensa temporada competitiva, un entreno de 15 a 20 minutos durante tres a cuatro veces a la semana es mejor que una sesión de una hora a la semana. Haga que el entrenamiento de fuerza se combine con el entrenamiento deportivo cuando sea posible. Nunca subestime el valor que una sesión corta y aguda puede tener para cebar al sistema endocrino hormonal y estimular positivamente al sistema nervioso.

Ciertamente podría seguir, pero creo que lo mejor es terminar con una definición concisa de entrenamiento de fuerza que he hecho evolucionar a lo largo de los años: El entrenamiento de fuerza es entrenamiento de coordinación con la resistencia adecuada para manejar el peso corporal, proyectar un implemento, mover o resistir el movimiento de otro cuerpo, resistir la gravedad y optimizar las fuerzas de reacción al suelo.

Voy a seguir buscando mejores formas y metodologías de entrenamiento de fuerza más eficientes. Yo personalmente entreno la fuerza por lo menos tres a cuatro días a la semana, un imperativo necesario debido al envejecimiento y para tratar de compensar los efectos de la gravedad. Para mí, el viaje continúa.


Acerca del Autor.

Vern Gambetta es considerado uno de los fundadores del entrenamiento deportivo funcional. Actualmente es director de Gambetta Sports Training Systems. Ha sido entrenador de acondicionamiento para varios equipos en la Major League Soccer así como el consultor de acondicionamiento para el equipo de Fútbol de E.E.U.U. que fue a la copa del mundo. Vern fue director acondicionamiento para los Chicago White Sox y director de desarrollo atlético para los Nueva York Mets. Es reconocido internacionalmente como un experto en entrenamiento y acondicionamiento para el deporte y trabaja con atletas y equipos de nivel mundial en una gran variedad de ellos. Es un orador y escritor popular en temas de acondicionamiento, habiendo brindado conferencias y clínicas en Canadá, Japón, Australia y Europa. La experiencia de Vern como entrenador atraviesa 36 años en todos los niveles de competición. Ha sido autor de seis libros y cientos de artículos relacionados con el entrenamiento y el rendimiento deportivo en una variedad de deportes. Recibió sus BA de la Universidad del Estado de Fresno y sus credenciales de enseñanza con un título menor de entrenador de la Universidad de California Santa Barbara. Obtuvo su MA en la educación con un énfasis en la educación física de la Universidad de Stanford.

http://www.gambetta.com/


Traducido por Juan Ignacio Arenillas con autorización del autor.

Imagen de Portada por por Kaye Dwyer vía Flickr: https://www.flickr.com/photos/kentuckycountrydayschool/3511193472

This article has 2 Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *